Saltar al contenido

Principales características de las TV 4K

2015-10-27
tv 4k

tv 4k

Los llamados televisores 4K son aquellos que cuentan con la resolución 4K y que reproducen las imágenes con mayor nitidez y detalles que el resto de formatos, pues este tipo de resolución llega a ser cuatro veces superior a la de un televisor Full HD. Son, por tanto, los mejores modelos de televisión que podemos encontrar en el mercado y, aunque su precio sigue siendo elevado, a partir de este año se espera que comiencen a popularizarse y, por ende, a abaratarse. A continuación explicamos cuáles son sus principales características.


Resolución

Tal y como ya hemos comentado, la resolución 4K va un paso más allá a la del resto de formatos. En cine, se llega a los 4096 x 2160 píxeles pero en la mayoría de televisores la resolución que se consigue es de 3840 x 2160 píxeles. Por eso, es cuatro veces superior a la de un televisor Full HD, de 1980 x 1080 píxeles. Es decir, la resolución 4K nos permite ver más detalles que la Full HD y, además, la calidad de la imagen sigue siendo la misma desde cualquier distancia y ángulo que la veas.

Refresco de la imagen

La frecuencia de refresco de un monitor o televisor nos dice el número de veces por segundo que se actualiza la imagen que vemos en pantalla. En el caso de las televisiones 4K, es posible que quieras utilizar el televisor como monitor de tu ordenador. En ese caso, asegúrate de que la tasa de refresco es la adecuada. Los modelos más baratos suelen tener un refresco de 30hz aunque anuncien que es mayor. Ten en cuenta que si no alcanza los 60hz, verás la imagen  a saltos y entrecortada, nada recomendable para las animaciones. También es importante tener una tarjeta gráfica que pueda dar 4K a 60 imágenes por segundo y un monitor que lo soporte.

Puertos y conexiones

Es otro de los aspectos que deberías tener en cuenta a la hora de comprar un televisor 4K, porque de ellos dependerá en gran medida la calidad de reproducción. Algunos fabricantes de televisores 4K utilizan conectores HDMI y aseguran al anunciarlos que son HDMI 2.0 cuando en realidad son HDMI 2.0 “lite”. Eso supone que solo son capaces de ofrecer una velocidad de transferencia de 10Gbps, cuando la estándar es 18Gbps. La consecuencia es que no podrán reproducir contenido a resolución 4K. Por ello, hay que tener cuidado y optar siempre por fabricantes que ofrezcan todas las garantías. Por ejemplo, gamas como los televisores 4K de Sony ofrecen una gran calidad de imagen y cuentan con la garantía y seguridad que proporciona los fabricantes de larga trayectoria en el mercado. Además, hemos de asegurarnos de que el modelo que compremos siga el estándar HDCP 2.2 para evitar que el contenido 4K sea pirateado.

Las televisiones 4K son las televisiones del futuro, pero antes de comprar uno de estos modelos os recomendamos que analicéis vuestras necesidades y vuestro presupuesto. La oferta que encontraréis en el mercado es enorme y a veces excesiva para lo que buscamos. Lo importante no es comprar el mejor televisor sino aquel al que vayamos a sacarle el máximo partido.

Principales características de las TV 4K
Califica este artículo 😉